La tecnología avanza implacable y las nuevas tecnologías se convierten rápidamente en “antiguas” cediéndole el testigo a otras nuevas tecnologías que irrumpen en nuestra vida sin que nos demos cuenta. Los gobiernos y organismos internacionales intentan reaccionar reescribiendo las reglas del juego sobre la marcha y al final nosotros, profesionales y usuarios, nos vemos envueltos en una maraña de leyes y normas que no estamos seguros de poder cumplir.

En ese contexto nace el derecho de las nuevas tecnologías, una rama legal que aunando los puntos de vista civil, mercantil, penal y laboral se especializa en los casos derivados del uso de internet, comercio electrónico u otras tecnologías.

Hemos consultado algunas asesorías en Barcelona y otras ciudades, como www.gdasesoria.com, para elaborar el listado de “problemas” con los que podría tener que lidiar cualquiera que ofrezca servicios o productos relacionados con las nuevas tecnologías.

Hay que hacer hincapié en que en alguno de los casos expuestos a continuación se podrían aplicar sanciones millonarias a los infractores por lo que no se recomienda tomarlos a la ligera.

Protección de los datos

Tenemos algunos ejemplos bastante claros relacionados con el uso de páginas web como son la LSSI (Ley de servicios de la sociedad de la información), la “vieja” LOPD o el tan en boca de todos RGPD (Reglamento General de Protección de Datos) que han dado (y continúan dando) más de un quebradero de cabeza a las empresas.

Propiedad intelectual

Existen leyes que amparan la propiedad intelectual del contenido de una web o documento electrónico aunque en algunas circunstancias puede resultar difícil determinar quién es el propietario legal de los mismos.

Ciberdelincuencia

Aunque suene a película, la verdad es que los ataques a webs corporativas están a la orden del día. Las consecuencias van desde un simple cambio de contenidos hasta el robo de usuarios y contraseñas. La responsabilidad legal sobre estos ataques también forman parte del derecho de nuevas tecnologías.

Aplicaciones y código fuente

¿A quién pertenece el código fuente de una aplicación? ¿La empresa que la desarrolle tiene la obligación de entregarle al cliente dicho código? Lo mejor es dejar todo bien atado en un contrato previo al inicio de la actividad.

Validez de las comunicaciones online

Es otra de las grandes dudas actuales, si las notificaciones a través del correo electrónico o whatsapp tienen validez legal en caso, por ejemplo, de un despido o amonestación.

Otros delitos

Fraudes, amenazas, suplantación de identidad o piratería podrían ser otros ejemplos de delitos que, de producirse a través de medios electrónicos, serían competencia del derecho de las nuevas tecnologías.

Conclusión

Como decía Napoleón, “existen tantas leyes que que nadie está seguro de no ser colgado” por lo que cada día se hace más necesario contar con los conocimientos o servicios de especialistas en derecho de las nuevas tecnologías.

Suscríbete
Lista de correo

A través de mi lista de correo te mantendré informado/a de las novedades del blog, noticias y promociones exclusivas. 100% libre de SPAM.

¡OJO! Si no has recibido el mensaje de confirmación en unos minutos, es muy probable que haya sido etiquetado como SPAM. Por favor, revisa la carpeta de correo no deseado para rescatarlo ¡Gracias!