El secreto para desarrollar un videojuego es formar un buen equipo, esa la conclusión a la que se llega después de asistir al Betabeers Córdoba especial Gamers. Es imposible crear un juego contando tan solo con nuestros propios recursos. Cada uno es bueno en su campo y cuando se sale de ahí el trabajo se convierte en lento y de mala calidad. Seguro que hay muchos más como tú ahí fuera deseando hacer su propio videojuego.

En otro momento tal vez habría titulado este artículo como “Resumen del XI Betabeers Córdoba“, pero dado lo que allí vivimos creo que se merecía uno algo más elaborado. Celebramos una edición especial Gamers y muchos de los asistentes eran distintos a los de otras ocasiones y, como era de esperar, el ambiente también.

La mayoría estaban allí para aprender y coger ideas para su proyecto de videojuego y sin darse cuenta se encontraron poco a poco con ese sentimiento que te embarga cuando eres consciente de que no estás solo.

 

Antes de empezar a programar, conceptos básicos

La primera de las charlas corría a cargo de Alfonso Bugella, mi socio en Deidos. Después de un año y medio organizando Betabeers rogándole una y otra vez que impartiera un taller en alguno de los eventos, por fin conseguí convencerlo, y es que quizás toqué el botón motivador adecuado: los videojuegos.

abugella_bbodb

Con 11 y 9 años respectivamente, utilizando nuestro Amstrad CPC, una herramienta de dibujo y el manual de BASIC que venía de fábrica, programamos juntos nuestro primer juego, “Monster in the High School”, un thriller de aventuras conversacional en el que unos alumnos se colaban en el instituto por la noche y descubrían un terrorífico secreto.

Alfonso nos hizo un resumen de los conceptos básicos que hay que conocer antes de ponerse a desarrollar:

  • ¿De qué va tu juego?
  • ¿Qué tipo de juego es? ¿Plataformas, estrategia, shooter? ¿Tal vez una nueva modalidad?
  • Colisiones, sprites, tiles, inteligencia artificial, algoritmos de path finding,…
  • ¿A quién más necesitamos para hacer un videojuego?

 

Elegir un engine para programar el videojuego

Javier Gutiérrez Rodríguez, profesor colaborador en la Escuela Técnica superior de Ingeniería Informática de Sevilla y miembro del club GameUS era el responsable de ayudarnos a elegir el engine en el que programar nuestro videojuego.

Comenzó su ponencia con una curiosa estadística que mostraba los engines utilizados para programar los más de 4000 juegos desarrollados durante la Global Game Jam. En la lista aparecían los nombres de los más famosos como Torque, Game Marker, Unreal Engine… pero el que dominaba por encima de todos era Unity.

javier_bbodb

La clave según Javier para elegir nuestro engine es sentirnos cómodos con el lenguaje de programación, es decir, si por ejemplo ya sabemos Java deberíamos utilizar uno basado en esa tecnología.

Me quedo con una de sus frases en la que queda patente que no debemos obsesionarnos en si estamos utilizando o no el mejor engine posible.

El mejor engine de desarrollo de videojuegos es el que estás utilizando ahora mismo.

Por último, y dado que un videojuego es un proyecto a largo plazo, Javier nos enseñó otras posibles salidas como la de programar extensiones para engines existentes o portar juegos a otras plataformas.

 

Devs&Dungeons: la comunidad de Gamers

La última intervención de la tarde era la presentación por parte de Juan Martos y Pablo Bugarín de la comunidad de desarrolladores de videojuegos Devs&Dungeons, que nace con el objetivo de reunir a todo aquel que pueda aportar algo al desarrollo de juegos: programadores, diseñadores, guionistas, músicos, especialistas en audio y vídeo, etc.

Entre las actividades que proponen se encuentran la celebración periódica de talleres y la elaboración de un directorio de los proyectos de juegos que se desarrollan localmente.

Para más información escribir al correo devsdungeons@gmail.com o a través de Twitter @devsdungeons.

 

Suscríbete
Lista de correo

A través de mi lista de correo te mantendré informado/a de las novedades del blog, noticias y promociones exclusivas. 100% libre de SPAM.

¡OJO! Si no has recibido el mensaje de confirmación en unos minutos, es muy probable que haya sido etiquetado como SPAM. Por favor, revisa la carpeta de correo no deseado para rescatarlo ¡Gracias!